Visitantes y empleados del parque acuático Volcano Bay, de la compañía Universal Orlando Resort, fueron trasladados a varios hospitales luego de que sintieran descargas eléctricas en una de sus principales atracciones.

De acuerdo con los reportes, el incidente se registró el domingo en el parque, debido a “problemas técnicos”, según indicó la empresa.

Por lo anterior, cerraron sus puertas, aunque este lunes las abrieron nuevamente.

En un comunicado, el parque indicó que cuatro visitantes de Volcano Bay fueron enviados a dos centros médicos cercanos, mientras que un grupo de empleados también fue trasladado como medida de precaución.

Los empleados fueron dados de alta luego de comprobar que el sucedo no había tenido consecuencias, aunque el comunicado no detalla la salud de los visitantes.

Según el diario Orlando Sentinel, un salvavidas del parque explicó que el incidente se produjo un cortocircuito en la montaña rusa acuática Krakatau, una de las principales atracciones del lugar.

Esta atracción utiliza fuerza magnética para elevar hasta 38 metros de altura unas canoas con capacidad de cuatro personas para acabar en una vertiginosa caída.

 

Fuente:Excélsior

Compartir