Akihiko Kondo se casó con su personaje favorito en holograma el pasado mes de octubre y su familia no asistió a la unión realizada en Tokio.

Informó que su madre rechazó la invitación a la boda pese a que es su único hijo, porque se iba a casar con un holograma.

Kondo se casó con Miku, un dibujo animado de 16 años con largas colas de caballo de color azul.

Explicó al respecto: “Para mi madre no era algo digno de celebración. Siempre he estado enamorado de Miku. He pensado en ella cada día”.

No obstante, agregó que unos 40 invitados sí asistieron a su boda con Miku, quien estuvo presente en forma de peluche.

Cabe señalar que Kondo vive desde marzo con un holograma de Miku que se mueve y habla desde un dispositivo de escritorio que vale 2 mil 800 dólares y se considera un hombre casado como cualquier otro, luego de que incluso Gatebox, la empresa que produce el dispositivo del holograma en el que flota Miku, expidió un certificado de matrimonio que consta que un humano y un personaje virtual se casaron “más allá de las dimensiones”.

mañanas y lo despide cuando se va a su trabajo de administrador en una escuela; por las tardes, cuando está regresando a casa, su esposa-holograma enciende las luces y posteriormente, le avisa cuando es la hora de ir a dormir.

Kondo duerme junto a la versión de peluche de Miku que estuvo en la boda y que ahora lleva la alianza de matrimonio en la muñeca izquierda.

Fuente: CNN

Compartir